El beso

El beso de Gustav Klimt interpretado en estas manoletinas de Tutto a mano. (Ha crecido esto entre las flores 🙂 )

 

EL BESO es una forma de saludo y varía según en qué parte del planeta nos encontremos. Existen variaciones curiosas en la forma de hacerlo y su significado dependiendo del país o región donde se habite.

ÁFRICA
En una tribu africana del norte de Malawi los Ngá, los hombres se saludan sacudiendo el pene del otro, cosa que les resulta fácil porque utilizan taparrabos. El protocolo habitual son dos sacudidas, pudiendo darse tres sacudidas si se tiene un grado mayor de aprecio o existe relación familiar.
Las mujeres se dan apretones en los pechos. Cuando el intercambio es entre hombres y mujeres las sacudidas de pene y apretones de pechos es mutuo. Una creencia antiquísima de ciertas tribus de África, pensaba que era peligroso besarse, pues el alma podía escaparse por la boca.

ASIA
Los asiáticos del este (China, Japón), no suelen ser muy dados al contacto físico como forma de saludar. En Japón el saludo se basa en inclinaciones de cabeza o reverencias, En Japón, los besos apasionados se realizan en el cuello o manos, pero no en los labios.
Según ciertas tradiciones religiosas de oriente, el beso sería una manera de dar y recibir energía espiritual.
En la India disponen las manos juntas a la altura del pecho y se pronuncia “Namaste” (Hola). Los musulmanes se dan la mano, pero de una forma parecida a la primera posición en que dos personas hacen un pulso; mientras tanto, se dice “salam aleikum”. La mujeres lo hacen de idéntica manera entre ellas, pero entre hombres y mujeres no está bien visto tocarse, a no ser que sean familia.

EUROPA
En Europa, lo habitual es estrechar las manos a desconocidos, y dar besos en la mejilla cuando ya son gente conocida, familiares o amigos. Lo que suele variar es el número:
Norte de Francia, llegan a darse hasta cuatro besos, aunque lo habitual son tres, y entre hombres, dos.
En Holanda, Bélgica, Alemania, Suiza, Polonia o Rusia se suelen dar tres besos.
En España se dan dos besos cuando son gente conocida, y se estrechan las manos cuando alguien desconocido nos es presentado o siempre entre hombres. En Italia el funcionamiento es diferente. Es costumbre besarse comenzando por el lado opuesto (mejilla izquierda) y la cantidad de besos es dos, pero siempre que sean gente conocida, con la singularidad de que no es importante si los que se besan son dos hombres. Al contrario, si son desconocidos, da igual si son hombre o mujer, suelen darse la mano.
Los británicos y irlandeses tienen la fama de ser los europeos más adversos a besarse.
En Hungría se dan dos besos sólo a mujeres bien conocidas (amigas próximas). Uno de los besos más conocidos es el que practican los esquimales, que suelen frotarse la nariz en vez de darse un beso.

OCEANÍA
Algunas regiones de la Polinesia guardan también una similitud con dicho particular beso esquimal.
En las islas Tinquia del Pacífico las chicas nunca dan los besos a sus muchachos en la boca. Por el contrario, unen su nariz a la del chico e inspiran por el espacio de unos minutos.

AMÉRICA
En Latinoamérica normalmente se suelen dar un sólo beso en la mejilla cuando son conocidos o familiares, pero generalmente se suelen dar la mano. Entre hombres lo usual es darse la mano siempre.
En algunas regiones de Argentina, sobre todo en ciudades grandes, los hombres se dan un beso en la mejilla, sin que haga falta mucha familiaridad para esoEn algunas partes de Brasil, suelen darse hasta tres besos.
En Estados Unidos suele ser muy raro lo de darse un beso, incluso entre amigos o conocidos, se suele estrechar las manos. En Canadá son algo reticentes a cualquier contacto físico, evitando darse la mano en sustitución de un simple saludo oral.

En todo esto, evidentemente, puede haber excepciones y estas normas referentes a los besos y saludos van cambiando al mismo tiempo que la sociedad de manera paulatina.

 

(Fuente: www.blogodisea.com)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

11 − seis =